El arte de la Equitación. Maestros en la sombra

julio 11, 2014 1 Comentario

La frase de esta fotografía resume lo que es mi sentimiento y percepción personal de lo que es el arte de la equitación. Mi intención con este post no es  transmitir  que la equitación es un arte porque está mundialmente reconocido y su definición figura como " La equitación es el arte o la practica de montar a caballo" y más específicamente,"La equitación puede referir a la posición de un jinete mientras está montando, con la capacidad de montar correctamente y con las ayudas eficaces".

Pero  ahí viene el quid de la cuestión. La equitación puede ser la práctica de montar a caballo o el arte de montar a  caballo.  Hay una diferencia y para mi gusto no deja lugar a dudas que no es lo mismo  y es de lo que trata este post. ¿Que pautas son las que marcan y cuando puede definirse como un arte?. Me gustaría quisiera dejar claro que son sólo  mis sensaciones y  reflexiones de lo que para mí personalmente es el arte ecuestre.

 

"Arte bello es aquel en el que la mano, la cabeza y el corazón marchan juntos" cita del celebre crítico de arte y sociólogo británico John Ruskin. Uno de los grandes maestros de la prosa inglesa. Cita  que refleja de una manera muy precisa lo que a mi juicio debería de ser el arte de la equitación, porque si la mano, la cabeza y el corazón  marchan juntos te llevan a comprender la diferencia. 

 

"La mano"  porque  conecta directamente con el caballo, siendo la  principal ayuda que transmite al caballo lo que se pasa por  nuestra cabeza  y lo que siente nuestro corazón en cada momento. 

"La cabeza" porque nos transmite  la actitud que debemos tomar en cada una de las circunstancias...

y por último "El corazón", porque percibe y transmite el "mundo" de la sensibilidad, la conexión con nuestro caballo y por tanto lo que para mí  es lo más importante, lo que sentimos y percibimos  de nuestro caballo a cada instante, en nuestro corazón. Escuchando como se siente, que te está pidiendo, que no entiende y un largo etc que todo buen jinete no sólo percibe , si no que reacciona montando en consecuencia. En resumidas cuentas  demuestra que hay sensibilidad y por tanto corazón. Si hay conexión, hay binomio  y de ahi podremos llegar a intentar tocar el difícil Arte Ecuestre.

Estos tres conceptos encajan y puede definir lo que puede ser el arte de la equitación. Un jinete que hace de la equitación un arte es aquél que es capaz de reunir las cualidades de éstos 3 conceptos  haciendo que caminen juntos, independientemente del nivel técnico de equitación que éste tenga.

La actitud de nuestra mano sobre la boca del caballo refleja nuestros pensamientos y nuestros sentimientos. Si tenemos en cuenta éstas frases ; "Jinete de mano dura, corazón frío", o "Siempre sobra mano y falta pierna" o "Jinete Sordo de cul..." nos llevan a pensar que  todos los caminos  sin duda nos llevan a Roma, con el mismo resultado. Falta sensibilidad , o falta corazón !  Y si llegamos a esa conclusión también podríamos decir que un jinete sin corazón difícilmente pueda llegar a hacer "arte ecuestre" . Podrá tener un nivel de equitación  alto y saltar incluso 1´30, o concursar en Gran Premio pero si le falta corazón no estará dentro del arte de la equitación y por tanto a mi juicio difícilmente podrá llegar a tocar podium, al menos en Doma ( madre de todas las disciplinas). Por el contrario si un jinete de no muy alto nivel,  tiene sensibilidad, tendría lo primordial para llegar a acercarse a tocar el arte,  porque tendrá corazón. Aún en el caso de que le faltara cabeza, siempre tendría opciones de mejorar porque la mente si es factible de entrenar la actitud a tomar en cada circunstancia. Pero si hablamos de corazón hablamos de palabras mayores,  corazón se tiene o no se tiene, la sensibilidad es cuestión de piel, y el arte es pura sensibilidad. La música se  percibe o no se percibe, la pintura te llega o no te llega...y con el arte de la equitación ocurre lo mismo  la plasticidad del binomio  te puede poner los pelos de punta o aburrirte someramente!

 

 

Por eso este  post  tiene dos mensajes  uno  para animar a todos los jinetes independientemente del nivel de equitación que tengan, que nunca se detengan en buscar, percibir, analizar, aprender, estudiar, y escuchar de todo aquél o aquello que provenga del  arte de la equitación y  el segundo mensaje es más bien un homenaje a todos aquellos jinetes, monitores, caballistas o profesionales, que aún estando en la sombra son grandes " MAESTROS" que hacen de la equitación, arte. Cada día, en su actividad particular, como profesional o simplemente como jinete, trabajando y amando la equitación a cada instante, montando día tras día, caballo tras caballo  sin pedir más de lo que cada cual pueda darle, sacando lo mejor de cada uno de ellos, siempre premiando con una caricia a tiempo y en definitiva escuchando a su gran compañero que es el caballo. Siempre con paciencia, día a día , ejercicio por ejercicio, prueba tras prueba, sin prisa pero sin pausa, con buena cabeza pero quizás sin un reconocimiento oficial  que hace que aún estando en la sombra  sin duda su arte permanezca ahí, dispuesta a ser compartida por aquellos que quieran entender que hay una gran diferencia entre montar a caballo y el arte de la equitación. 

Desde aqui nuestro mayor reconocimiento a la EQUITACION con mayúsculas de aquellos jinetes que tienen corazón porque siempre podremos aprender de su arte !

 

 

    

 

 

 

 


1 Respuesta

José gavilan
José gavilan

enero 10, 2020

Me encantó su blog. Y le encuentro toda la razón , nose que mas decir!!! Pero me encanto

Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

Apúntate
Tallas y Medidas